Una pregunta cada día

Todas las respuestas, a todas las preguntas

Los cometas son las formas astrales más primitivas del Sistema Solar. Nacieron al tiempo que el Sol (4600 millones de años), y, a diferencia de los demás cuerpos celestes, su composición -mezcla de metano, amoníaco, anhídrido carbónico y hielo- no ha cambiado desde entonces.

Cuando, periódicamente, la gélida masa de estos astros se acerca al Sol, el calor de éste provoca la evaporación de los gases cometarios, que salen violentamente en chorro formando la famosa “cabellera”, la cual, por efecto del “viento solar” se proyecta siempre en dirección opuesta a la del Sol.

Comentarios (233) Publicado el jueves, junio 5th, 2008

Se sabe que la luz blanca está compuesta de distintos colores. Uno de ellos, el azul, se difunde al penetrar la luz solar en la atmósfera, dándole al firmamento su color característico. Al observar el cielo desde un avión o en altas montañas se nota que el azul del firmamento es más oscuro, dado que la luz solar ha atravesado un espesor menor de atmósfera.

Comentarios (0) Publicado el martes, abril 1st, 2008

El hombre ha dividido el tiempo de rotación de la Tierra en 24 intervalos, denominados horas. Esta división ha sido realizada para disponer en todo momento de una medida estable.

Para fijar convenientemente cuándo empieza y finaliza la rotación, se toma como referencia el momento en el que los rayos solares caen casi perpendicularmente (cuando la sombra es la mínima). A ese momento se le ha asignado el nombre de mediodía o doce de la mañana. Los rayos solares no caen perpendicularmente sobre la Tierra en el mismo instante, sino sucesivamente, a medida que gira el planeta. Por eso hay variación horaria entre distintos lugares del mundo.

Comentarios (13) Publicado el viernes, marzo 28th, 2008

Tenemos la noción de día o de noche según el Sol esté iluminando o no la zona de la Tierra en la que nos encontramos. Durante la noche, el Sol ilumina la parte de la tierra opuesta a nosotros y por ello no vemos luz, el cielo se vuelve negro y se pueden ver las estrellas.

La sucesión alternativa de día y noche se debe al movimiento de rotación de la Tierra, es decir, al giro que nuestro planeta efectúa en torno a su eje.

Comentarios (15) Publicado el miércoles, marzo 26th, 2008

Si miramos la Luna cuando caminamos o viajamos de noche, ésta parece acompañarnos. En realidad, la Luna no se mueve a nuestra misma velocidad; lo que ocurre es que la distancia de nuestro satélite a la Tierra es tan grande en relación con la distancia que recorremos nosotros, que no podemos apreciar su verdadero cambio de posición. Para poder percibirlo tendríamos que recorrer distancias tan grandes que sólo podrían hacerse en cohetes.

Comentarios (0) Publicado el martes, marzo 25th, 2008

El Sol siempre ilumina media superficie lunar, pero debido a los movimientos de la Tierra alrededor del Sol y de la Luna alrededor de la Tierra, hay momentos en los que los rayos solares que iluminan a nuestro satélite siguen la misma dirección que nuestra vista. Entonces vemos a la Luna de forma redonda.

Cuando los rayos del Sol iluminan la Luna por la derecha o por la izquierda, éste se nos presenta en forma de raja de melón. Los estados de la luna se denominan fases lunares y son los siguientes: Luna Llena, Cuarto menguante, Luna nueva y cuarto creciente.

Comentarios (6) Publicado el lunes, marzo 24th, 2008

Como ya sabemos, la Luna no irradia luz propia, sino que refleja la luz solar.

Hay varias razones para que algunas noches no veamos a la Luna en el firmamento: Puede ocurrir que la Tierra se haya interpuesto entre el Sol y la Luna, impidiendo su iluminación. Es lo que se llama eclipse. Puede suceder también que en su giro alrededor de la tierra, la Luna se encuentre en el lado opuesto del nuestro. Es posible, por último, que el cielo esté muy nublado y las nubes nos impidan su visión.

Comentarios (6) Publicado el domingo, marzo 23rd, 2008

La capa de aire que envuelve a la Tierra es transparente. Sin embargo, durante el día esta masa gaseosa absorbe gran parte de la luz que nos llega del Sol dándole un color azulado. Por eso de día vemos azul el cielo.

Esta absorción luminosa impide que podamos percibir el brillo de las estrellas: la luz que por ellas nos llega es tan débil que resulta enmascarada por la luminosidad de la atmósfera.

Comentarios (33) Publicado el sábado, marzo 22nd, 2008

Existen en el universo innumerables soles como el que ilumina y calienta a la Tierra y a los demás planetas de nuestro sistema solar. Al igual que nuestro sol, estas estrellas producen luz propia, debido a la combustión de su propia materia.

Su luz nos llega como un brillo suave, a causa de la gran distancia a que se encuentran de nosotros. Esta distancia es tan enorme que la unidad que se toma para su medición es el “año luz”, equivalente a la distancia que recorre la luz durante un año en el vacío.

Comentarios (421) Publicado el viernes, marzo 21st, 2008